Qué comer antes de un concierto

Como todos sabemos el día del concierto no es un día cualquiera, es un día de nervios, de búsqueda de concentración y principalmente de disfrute. Y por ello debemos tener una alimentación acorde a las circunstancias.

Cuando tenemos un concierto por la noche, es decir, entre las 22:00h y las 2:00h (lo más habitual en las salas de conciertos) hemos de intentar alimentarnos de forma correcta durante todo el día para llegar al concierto cargados de energía y sin problemas estomacales. Para ello tendremos que hacer, al menos, cuatro o cinco ingestas a lo largo del día y estructuradas de la siguiente forma:

DESAYUNO: fundamental para empezar bien el día.

Como dijimos en post anteriores no es momento para probar cosas nuevas, de modo que tomaremos aquello que estamos acostumbrados a desayunar a diario. Algunos ejemplos de desayunos completos serían los siguientes:

– Café con leche + galletas + fruta

– Leche con cola cao + cereales de desayuno + zumo de fruta

– Yogur + tostadas con aceite + manzana (si no te sienta bien la leche o tienes problemas intestinales)

ALMUERZO: si hemos desayunado temprano podemos tomar algo a media mañana, pero no demasiado pesado para llegar con suficiente hambre a la comida del medio día. Puedes elegir alguna de las siguientes opciones:

– Fruta

– Yogur

– Medio bocadillo

– Tortitas de arroz o maíz

– Zumo

COMIDA: la ingesta más importante del día del concierto, ya que normalmente la podemos hacer tranquilamente en casa y sin demasiados nervios.

Esta toma ha de ser rica en hidratos de carbono para llenar los depósitos de energía y estar preparados para la noche. Escoge de la siguiente lista la combinación que más te guste (o crea tu propia comida basándote en tu experiencia y en los conocimientos aportados):

– Ensalada + Pasta con tomate y queso + Fruta

– Sopa de pasta + Carne o pescado plancha con verduras + Fruta

– Arroz con tomate + Tortilla francesa + Yogur

– Ensalada + Arroz con verduras + Yogur

– Ensalada de pasta + Carne o pescado plancha + Fruta

MERIENDA: se acerca la prueba de sonido y la situación se complica.

Si puedes merendar en casa aprovecha para tomar alguna de las siguientes opciones:

– Un bocadillo (preferiblemente de York, pavo, Serrano o queso)

– Un sándwich

– Un vaso de leche con galletas

Si tienes que merendar fuera de casa o de camino al lugar del concierto, elige una opción más práctica como por ejemplo:

– Un yogur líquido

– Un zumo

– Unas tortitas de arroz o maíz

– Unas rosquilletas

CENA: la ingesta más difícil de todo el día.

Hemos de intentar cenar, como mínimo, una hora y media antes del concierto, para poder hacer la digestión y no subir al escenario con el estómago lleno.

Si tenemos la oportunidad de cenar en casa elegiremos platos fáciles de digerir y con poca grasa, por ejemplo:

– Puré de verduras + Carne o pescado a la plancha + Yogur

– Hervido + Tortilla + Fruta

– Sopa de pasta + Jamón de York y queso + Yogur

Si por el contrario tenemos que cenar en un bar-restaurante (suele ser lo más habitual), deberemos evitar fritos y seleccionar platos más ligeros, por ejemplo:

– Ensaladas

– Verduras plancha

– Sepia y calamares plancha

– Mejillones al vapor

– Bocadillos (evitando embutidos e ingredientes fritos)

*Estas recomendaciones están dirigidas a personas sanas, si usted padece alguna alteración metabólica o tiene alguna enfermedad como diabetes, insuficiencia renal, celiaquía, hipercolesterolemia, etc., consulte con su Nutricionista.

Buen concierto!

Artículo sacado de: www.alimentacionmusical.blogspot.com

Autor: I. Robredo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s